Síguenos

Juegos

Hitman: La experiencia completa – La reseña

La primera temporada de Hitman está completa y con esta nuestro veredicto total del nuevo juego del Agente 47

Publicado

en

Por allá a comienzos del año al probar el primer capítulo de la experiencia Hitman (2016), nos quejábamos de cómo era un desafió reseñar prácticamente un demo. Pero bueno, ya casi se acaba el año y con este toda la primera temporada de Hitman, que nos ha dejado muy buenas sensaciones y nos ha puesto a preguntarnos si este era el método de distribución adecuado para el juego.

Es bueno hacer memoria, y es que para los despistados, hay que aclarar que el Hitman que se lanzó este año fue por capítulos, como una serie de televisión norteamericana donde la temporada 1 tendría, en este caso, seis diferentes capítulos y una introducción que vendría condensada en el “intro pack”. La decisión de IO Interactive, sus desarrolladores, no ha sido bien entendida por los fans y aunque narrativamente tiene sentido, le ha quitado fuerza a un juego que lanzado completo podría llegar a estar entre los más destacados del año.

Hitman, sin un sobrenombre, marca todo un reinicio de la saga y al mismo tiempo una continuación de la misma. El juego precisamente introduce al jugador en los orígenes del Agente 47 mucho antes de los sucesos ocurridos en la primera entrega. Aquí podremos apreciar no solamente su ingreso a la agencia, sino cómo fue su entrenamiento y primeras misiones que también harán las veces de tutorial, donde conoceremos las mecánicas básicas del juego.

Al completar esta fase, el juego se transporta al presente de la historia, es decir, un tiempo después no especificado a los hechos sucedidos en Hitman Absolution, aquel juego que llegó a Xbox 360 y PS3. Es así como Hitman tiene la premisa de transportar al jugador por el mundo para completar contratos y misiones que desentrañarán una conspiración. Cada uno de estos viajes a Francia, Italia, Marruecos, Tailandia, Estados Unidos y Japón han sido también cada uno de los episodios del juego y juntos han compuesto la primera temporada, donde a cuenta gotas se ha contado una historia general que conecta los hechos de cada capítulo.

Hay varias cosas en común en todos los episodios y es que se ha mantenido el estilo serio y directo característico de la saga. No se dan rodeos y vueltas en el argumento que se presenta aunque eso no implica que sea aburrido y predecible, de hecho, uno de los puntos fuertes de este título es el respeto que se le tiene al “arte de asesinar”, que aquí se despliega con un imponente tono casi cinematográfico y que desde el principio mete al jugador en la piel del Agente 47.

hitmanrev_1

Este Hitman ha querido retomar los aspectos más representativos de la saga y lo primero que se ha encontrado aquí es la libertad que entregaba Blood Money, ampliada a la actual generación de consolas. Podría decirse que cada episodio es un pequeño ‘sandbox’ donde se puede hacer lo que se venga en gana para completar las misiones. Por eso vale la pena probar las múltiples opciones de asesinato que se tienen disponibles, algunas un poco forzadas, como el hacerse pasar por un modelo convenientemente parecido al Agente 47 y asesinar a un invitado (a lo Derek Zoolander), hasta algunas muy creativas que los jugadores tendrán que descubrir. Eso si, un punto valioso es que no está prohibido salirse del libreto y crear propias oportunidades, hasta arriesgarse e irse a completar la misión con un estilo mucho más agresivo.

Aunque con un mismo fin, en todos los episodios se pueden encontrar los distintos modos: están los retos del modo carrera, que invitan a cumplir la misión de determinada forma para ganar maestría y nuevas formas de infiltrarnos. Si se vuelve aburrido o monótono, se pueden probar los contratos, que para ganar maestría debemos eliminar diferentes objetivos con ciertos estilos requeridos. Y junto a este, está el ‘Escalation Mode’ (Modo Intensificación), que pone objetivos cada vez más difíciles a medida que se supera el anterior. Y si se tiene el juego en PS4, esta versión goza de Los Seis de Sarajevo, un pack de misiones donde también hay que asesinar, pero donde encontramos más investigación.

Es de destacar cómo en cada episodio la escenografía cambia por completo. Lo que se vio en París, por ejemplo, nada tiene que ver con Club 27, el episodio en Tailandia. No solamente cambia la misión y el escenario, sino que lo hacen de manera abrupta la iluminación, los personajes y los vestuarios. Este era uno de los alicientes para probar cada uno de los nuevos episodios del juego. El argumento, aunque al final cada episodio parezca concluirlo, solo es el abrebocas para el siguiente. Ya jugando los últimos dos episodios casi que seguidos, no se entiende por qué se separaban si el juego se siente mejor como un todo.

hitmanrev_2

Sin embargo, Hitman tiene un gran lunar técnico que a lo largo de todos los episodios no se pudo corregir del todo, y es el de los extensos tiempos de carga. El juego no tiene momentos de carga cuando estamos en pleno escenario, pero una vez volvemos a empezar porque nos eliminaron o elegimos una nueva misión o modo de juego, se demorará muchísimo tiempo cargando, al punto de que se vuelve agobiante. Aunque en el episodio de Hokkaido se aprecia alguna mejora, todavía no es suficiente.

Aunque una premisa de Hitman es que entrega gran libertad, cuando hemos tratado de realizar acciones “salidas del libreto” se ha notado que el juego ha generado uno que otro glitch, aunque nada que podamos lamentar más allá de repetir de nuevo esa misión. A nivel gráfico Hitman responde al requerimiento en lo visto, no es la mayor maravilla pero es suficiente para emocionarnos por los detalles que tienen los escenarios que pudimos ver y el excelente cuidado a las iluminaciones y organización de los espacios. No es foto realista ni lo necesita, y el Agente 47 se ve como si siempre perteneciera ahí conservando sus tradicionales movimientos y gesticulación.

Hay un aspecto al que nunca se encontró sentido y fue el necesitar conexión obligatoria y permanente para poder jugar. Ya sabemos que hay blancos “elusivos” que solo aparecerán en algunos momentos y otros creados por usuarios, pero en realidad esto termina siendo una anécdota.

Si eres gran fanático del Agente 47 y te gustaron juegos como Hitman: Blood Money, consigue este juego y disfruta toda la experiencia completa “sin cortes ni comerciales”, bueno, al menos hasta la siguiente temporada. Hitman al final es un juego completo, tiene un gran valor de rejugabilidad y aunque este no es el objetivo, si vale disfrutar una y otra vez las “creativas” formas de asesinar del Agente 47.

Reseña realizada con una copia digital de Hitman: The Complete Experience en su versión de PS4 brindada por Square Enix.

Publicidad
Click para comentar

Deja tu comentario

Además no te pierdas