Connect with us
//ads.gamerfocus.com/www/delivery/asyncjs.php

Cine y TV

Avengers: Endgame – ¿A dónde iremos, ahora que ellos se han ido?

“Y si no protegemos a la Tierra, te prometo que la vengaremos.”

Publicado

en

Imaginemos por un momento por qué Doctor Strange pudo ver 14’000.605 de posibilidades para el desenlace de los Vengadores contra Thanos y no cualquier otra cifra. No es un número fortuito si tenemos en cuenta cada uno de los involucrados en la batalla contra el titán demente y su cruzada por las Piedras del Infinito, pasando por Vengadores, Guardianes, y todos los que TENÍAN que quedar vivos para lo que siguiera.

Entre esos millones de visiones que Strange contempló a velocidad de la piedra del tiempo, fueron varias donde Iron Man moría, o Capitán América, o Hulk, o Thor, o Black Widow, o Hawkeye (es decir, Ronin), o el aparentemente pequeño e insignificante Ant-Man, más importante de lo que pareciera y ausente en dicha batalla. Por eso mismo tenía que existir una línea específica donde los Vengadores originales y otros tantos aliados sobrevivían para arreglar el caos reinante, sin importar que algunos como Spider-Man, Black Panther, Scarlet Witch o la gran mayoría de los Guardianes de la Galaxia no vivieran para contar la historia.

El chasquido de Thanos con el Guante del Infinito que eliminó a la mitad de los seres vivos del universo es denominado como ‘La Ejecución’ (The Decimation originalmente), nombre designado por primera vez en el cómic asociado Marvel’s Avengers: Infinity War – The Cosmic Quest – Vol. 2 – Aftermath, escrito por Brandon T. Snider y lanzado el 20 de noviembre del 2018 como una continuación argumental de Infinity War y preludio de Endgame.

Los catastróficos resultados son insinuados en las respectivas escenas post-créditos de Avengers: Infinity War y Ant-Man and The Wasp. En la primera, somos testigos de los hechos por medio de Nick Fury y Maria Hill mientras se desplazan en un auto por las calles de Atlanta. En la segunda, vemos el interior de la casa de Scott Lang en San Francisco y el televisor encendido transmitiendo una señal de emergencia, mientras las calles yacen en sepulcral silencio.

En ambos casos se distingue una analogía al ‘Arrebatamiento’ (The Rapture), término escatológico usado por la religión cristiana especialmente la rama protestante más que la ortodoxa para describir el final de los tiempos, en cuyo planteamiento los escogidos de Dios son arrebatados como en un pestañeo antes de los apocalípticos sucesos de la segunda venida de Cristo.

Tal desaparición poblacional en la Tierra del Universo Cinematográfico de Marvel es similar a lo expuesto en el libro y serie The Leftovers de Tom Perrotta, donde solo se esfuma un 2% de la población global, siendo aun así 140 millones de personas. O en la serie de novelas escatológicas Left Behind de Tim LaHaye y Jerry B. Jenkins, centradas en la manifestación y el gobierno del Anticristo.

En el más reciente avance de Avengers: Endgame presentado en forma de comercial durante uno de los eventos deportivos más importantes del planeta, seguimos viendo los efectos de ‘La Ejecución’ sobre la Tierra, comenzando con un frío plano sobre Nueva York. La isla donde se posa la Estatua de la Libertad es ahora un enorme puerto con notables cantidades de barcos atracados, quizás en respuesta a los problemas de inmigrantes o residentes nacionales en busca de refugio.

Sin embargo, el ambiente no puede ser más desolador como se puede ver en la toma del estadio Citi Field ubicado en Queens, un post-apocalipsis puro y duro. Un grupo de apoyo para personas que perdieron a sus allegados (como insinúa el cartel) parece ser la única forma que tiene Steve Rogers de aliviar su pena, ahora viviendo sin sus dos mejores amigos, Bucky y Sam.

La buena noticia, es que al fin hay pruebas de Tony Stark y Nebula trabajando juntos, posiblemente en Titán mientras arreglan la nave de los Guardianes que podría llevar a Tony de vuelta a casa. Parte de lo que se deduce en el primer tráiler con un Stark vagando por el espacio y una Nebula que podría abandonarlo a su suerte.

Esto también estaría conectado con la siguiente imagen en las instalaciones de los Nuevos Vengadores, donde Natasha, Steve, Bruce y Rhodey miran al cielo hacia lo que, tal vez, pueda ser la nave que lleva a un sobreviviente Tony de regreso. Las que siguen son tomas rápidas de otros sobrevivientes en sus viajes y asimilaciones personales: como Rocket Raccoon en un desconocido paraje costero, Natasha practicando tiro, War Machine y Ant-Man listos para la acción, Thor en una locación que recuerda a Thanos, Ronin luciendo su “mohawk-eye”, y Steve Rogers portando nuevamente un escudo de Capitán América menos tecnificado y con todo el porte de uniforme clásico.

La venganza es un plato que se sirve frío, y en vista que los Vengadores no lograron proteger la Tierra –ni el universo–, les llegó la hora de cumplir esa promesa establecida por Tony Stark en presencia de Loki durante la Batalla de Nueva York.

“Algunas personas… olvidan. Pero nosotros no. Nosotros no.”

Advertisement
Comenta aquí

Deja tu comentario

Además no te pierdas

Copyright © 2018. GamerFocus SAS